Yo no soy Súper Mamá

Día a día veo publicidad sobre la mamá sabelotodo: la experta en la cocina, la que deja la ropa pulcra, la que compra el pañal perfecto, la ahorrativa, la que tiene el bebé que nunca llora… y para complementar: todas flacas y regias. ¿Desde cuándo somos las señor(it)as perfectas o pretendemos serlo? ¡Somos mujeres reales de carne y hueso! Con sueños e ideales que queremos alcanzar, que compartimos el tiempo entre la familia, los estudios, la vida profesional, el emprendimiento propio… Las que quisiéramos que el día tenga más de 24 horas para poder hacer todo y tal vez más.

Esto está dedicado a la que sienta identificada, con todo cariño. (y también para los publicistas de los reclames perfectos)

¡No soy súper mamá!

Todos los días, cuido de mi familia, me encargo que en mi casa no falte nada, y además mantenerla en orden y lo más limpia posible; pero además: trabajo. Aparentemente siempre estoy pilas para jugar, corretear, cambiar pañales, preparar galletas… pero también me canso. A veces necesito un respiro, un tiempo para estar con mi soledad, unos minutos para ir sin compañía al baño y algún día, poder dormir al menos 8 horas seguidas.

¡No lo sé todo!

Si bien tengo acceso a mucha información sobre: lactancia, nutrición, porteo, crianza respetuosa, nutrición, colecho, BLW, y más etcétera… no pretendo saberlo todo! No soy enfermera, ni doctora, ni dentista, ni psicóloga; así que igual que todas las madres, me esfuerzo constantemente para tratar de ser y darle lo mejor a mi hijo.

¡Me equivoco!

A pesar de querer hacer las cosas perfectas, también me equivoco! Qué mamá alguna vez no le puso a su bebé las medias de color distinto, el polo al revés, se le quemó el arroz, o se olvidó empacar en la pañalera los pañitos húmedos o el juguete favorito.

¡No soy perfecta!

Sí, a veces pierdo el control y grito (mucho). Juré y re juré que no haría, pero aquí estoy. También soy la reina del NO, pero agradezco que cada día sea una nueva oportunidad para seguir aprendiendo.

¡Soy Real! ¡Y también Soy Mamá!

Soy una mujer normal que también tiene ganas de dormir una hora más cuando amanece, que devora las papas fritas sin que le importen las calorías, que se queda con las ganas de salir al cine de cuando en cuando, y que quiere tomarse unas copitas con sus amigas. Sin embargo, y a pesar de todo, soy la que nunca cambiaría la experiencia de la maternidad.

c0a55a6419

Foto:
Allef Vinicius

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s